Inicio » El Laberinto del Comensal » El pan alrededor del mundo

El pan alrededor del mundo

PARTE I

Se reza una frase bíblica que dice “No sólo de pan vive el hombre”. Sin embargo, en las mesas del mundo parece ser que el pan no puede faltar -ya sea- solo, aderezado o relleno, es el elemento base y protagónico. Por eso queremos dar un paseo para conocer algunos de los panes más famosos que se han creado en distintos lugares y se pueden considerar herencia universal porque han traspasado las fronteras de las tierras donde tuvieron su origen. Para recordarlos fácilmente los clasificaremos por países o regiones, de modo que la ubicación geográfica nos sirva como referencia de viaje.

Francia

La Baguette

Comencemos con uno de los panes más famosos del mundo. Esta variedad de pan tiene como característica su forma cilíndrica y delgada. Sus ingredientes básicos: harina de trigo, agua, sal y levadura. No en balde la traducción literal del nombre francés es “varita”. Su es forma más alargada que ancha y se le hacen cortes diagonales sobre la superficie de su corteza crujiente que dentro guarda una miga suave. No sólo dentro de Francia, sino alrededor del mundose usa para elaborar una gran variedad de sándwiches.

Los franceses consideran este pan un emblema nacional en 1993 el gobierno promulgó una ley mediante la cual se precisa que la verdadera baguette de tradition sólo se podía preparar de acuerdo con los procesos antiguos. El secreto, según los investigadores, es el método utilizado en el siglo XVIII de dejar reposar la levadura durante la noche, lo que produce un pan con un color crema por el interior y un sabor y olor más acentuado.

Italia

Focaccia

Este pan italiano podríamos colocarlo dentro de la categoría de los panes planos. Su forma es similar a la pizza. Generalmente se cubre con hierbas y se adereza con aceita de oliva. Sobre  su origen se dicen muchas cosas, entre ellas que la receta original se remonta a la época de los etruscos y los griegos. Hay quienes dicen que tuvo como cuna la costa italiana, específicamente Liguria. Se cuenta que debido a la salinidad del aire de la costa, el pan no leudaba, por ello las mujeres debieron ingeniárselas y sortear esta condición natural creando un pan plano. Por otro lado están también los que afirman que la preparación surgió en el siglo II a. C. Para entonces se vinculaba con las clases más humildes, en especial los marineros.

Hoy en día se la reconoce como un pan muy sabroso, nutritivo y apetecido por su versatilidad. Los panaderos y cocineros han creado distintas versiones simplemente cambiando los ingredientes con los que se le corona, ampliando su variedad para complacer los distintos paladares. Una de las más famosas es la foccaccia de ajo y romero, que se puede comer sola como entrada.

Ciabatta

Este pan italiano se ha universalizado porque funciona estupendamente para elaborar bocadillos. Tiene antecedentes singulares porque se conoce el nombre de su creador y el año de su presentación. Para 1982 el panadero Arnaldo Cavallari creó la receta con la intención de idear un pan que compitiera con la popular baguette, obteniendo como resultado  un pan que luce un poco aplastado, de corteza rústica, crujiente y de miga liviana; y muy alveolada. Sus características lo hacen adecuado para comerlo con aceite de oliva y ajo, así como con embutidos, vegetales o carne.

En nuestra próxima entrega continuaremos este recorrido para seguir acercándonos a otras variedades de pan que están ligados a distintas culturas. Continuaremos por otros países de Europa, pasaremos a Asia y terminaremos en el continente americano.

Óscar Milano

Horoscopo semanal