Publicidad

izquierda

sábado, 18 de noviembre de 2017

Regístrate | Iniciar sesión

Sombra
facebook dominical Twitter dominical Youtube dominical Instagram de Revista Dominical

  Buscador

Sombra 1

Actualidad

Conocer, entender y disfrutar la cerveza

La delicia de complacer el paladar


Fecha: 08-06-2017

Etiquetas: cervezas, , color, aroma


Conocer, entender y disfrutar la cerveza
Complacer el paladar (Créditos: Archivos)

Por: Óscar Milano

 



¡Somos un pueblo cervecero! Semejante afirmación no debe asustarnos o generarnos pensamientos suspicaces. Pues desde que la cerveza llego a nuestras tierras, el hábito de consumo de esta ancestral bebida conocida desde tiempos faraónicos, cobró mucha popularidad, posicionándola como la bebida alcohólica preferida por la mayoría, sin distingo de clase social. De acuerdo con algunas estadísticas recientes, el consumo per cápita en nuestro país, ronda los 65 litros anuales. Cifra que puede compararse con algunos países europeos enumerados dentro de la lista de los mayores consumidores de cerveza del mundo.

Desde el período colonial se traían a nuestras tierras cervezas desde España, pero la gran influencia que  tuvo la llegada de los alemanes a nuestro territorio y la fundación de la conocida Colonia Tovar donde se elaboró la primera cerveza hecha en nuestras tierras, marcaría un antes y un después en el consumo de esta refrescante bebida. Nos adaptamos rápido a ella y la convertimos en el eje central de nuestras reuniones y celebraciones.

Podríamos afirmar sin temor a equivocarnos, que mucha es la cerveza que ha corrido desde entonces en vasos y jarras. Y la historia continua enriqueciéndose con los aportes de marcas industrializadas que tienen mucha fama, a la par del surgimiento de nuevas etiquetas que se destacan por su propuesta artesanal de estupenda calidad. Fenómeno este último que ha cambiado de forma radical, la percepción que tienen algunos de la cerveza como la de una bebida de poca calidad o prestigio social.

Ahora debemos saber sobre cervezas, entenderlas, apreciarlas y disfrutarlas. Se organizan catas y se presentan menús que la colocan como protagonista. Se cocina con ella y se la toma con gusto. Se la regala y se la compra con orgullo. En resumidas cuentas, pasó de ser la bebida asociada con la borrachera y los estómagos distendidos a ser considerada una bebida para la sociabilidad y el placer.  Por ello es necesario que entendamos un poco más acerca de cómo reconocer su calidad y catarla de forma correcta con la idea de potenciar su disfrute.

Un poco de conocimiento previo para entender mejor la cerveza:

Una cerveza por definición es una bebida alcohólica con sabor amargo que se produce con cebada malteada, lúpulo, levadura y agua, por medio de un proceso de fermentación. Se pueden sumar a esos ingredientes básicos otros tipos de cereales, como el trigo o el arroz, frutas como la cereza, el durazno o la frambuesa y plantas o especias como romero, jengibre, pimienta, nuez moscada, etc. Ampliando grandemente le rango de matices y combinaciones posibles.  

El Malteado

Llevar a cabo el proceso de fermentación de una bebida es posible siempre y cuando los azucares se transformen mediante un proceso químico en alcohol y produzcan anhídrido carbónico, para ello debe intervenir la levadura. En el caso de la cebada cruda es imposible que se realice ese proceso, razón por la cual la cebada se debe germinar y tostar (proceso conocido como malteado) haciendo posible que la fermentación ocurra. El grado de tostado de la cebada determinará tremendamente las tres características más importantes de la cerveza como el color, aroma y sabor.

A esta mezcla se añade el lúpulo para favorecer el proceso de la levadura y otorgar otros matices de sabor y aroma determinado el amargor. Por último, debemos hablar del agua que representa entre el 70 y 90% de una cerveza, y le otorga sus características minerales.

Tipos de cerveza

Dos de los tipos de cervezas más conocidos son las Lager y la Ale. Ambas se elaboran con base en la levadura que interviene en el proceso. En el caso de la Lager se emplea la levadura Saccharomyces uvarum (o Saccharomyces carlsbergensis), que actúa en un rango de temperaturas que van entre 7 y 13°C, por lo cual se les conoce como cervezas de baja fermentación. En el caso de las Ale, la levadura empleada es la Saccharomyces cerevisiae, que desarrollo su proceso en el rango de los 12 a 24°C, a estas se las llama cervezas de alta fermentación.

En nuestra próxima entrega estaremos ofreciéndoles algunas recomendaciones para realizar una cata de cerveza de la forma correcta, con la idea de que quienes desean comprender y disfrutar esta bebida, cuenten con una guía sencilla.



Notas Relacionadas


Publicidad


Publicidad



Especiales

Al Fogón con Dominical.
Al Fogón con Dominical.

Al Fogón con Dominical.

Premios Óscar 2016
Premios Óscar 2016

Premios Óscar 2016

 
 


Ver más