Inicio » Salud y belleza » Mimada lozanía juvenil

Mimada lozanía juvenil

La piel de los jóvenes es, por naturaleza, impecable: así quisiera que permaneciera durante el resto de la vida; pero tan anhelado estado también requiere de cuidados para que conserve su frescura, así como para minimizar los efectos de ciertos trastornos que abundan durante esta etapa, como es el caso del acné.

En principio, el objetivo durante esta etapa es eliminar el exceso de grasa, así como eliminar las impurezas, sin resecarla demasiado. Para la dermatóloga Eva Emperatriz Oliva, el primer paso debe ser la limpieza diaria, dos veces al día (mañana y noche), con un jabón específico para piel grasa, de pH neutro, no irritante. Algunos tienen agentes comedolíticos (que se encargan de evitar el taponamiento del poro) para disminuir la formación de espinillas.

Para esta especialista, ciertos agentes limpiadores tienen gránulos para darle una propiedad exfoliante, que son abrasivos leves en la superficie de la piel, desengrasan, arrastran los restos celulares y evitan la formación de puntos negros. “Deben utilizarse con cautela, en pieles sin inflamación, de una vez al día a 3 veces por semana. En caso de irritación durante su uso, es recomendable suspenderlo”.

También, luego de la limpieza y tonificación por la mañana, es recomendable el uso de un producto con propiedades hidratantes, que no provea más oleosidad a la piel, por lo que deben escogerse emulsiones acuosas, de textura ligera, consistencia líquida o lechosa, evitando los productos cremosos, pastas o ungüentos. Por lo general, debe leerse en la etiqueta del producto “no comedogénico”.

Por la noche, se recomienda el uso de cremas con propiedades queratolíticas o comedolíticas, con principios activos contra la formación de espinillas. Éstas contienen retinoides, ácido salicílico, peróxido de benzoílo, azufre, entre otros, por lo que deben ser recomendadas por un especialista.

En la mayoría de los casos, la piel de las adolescentes es grasa o mixta. Por esa razón será bueno que los cosméticos sean los adecuados, que no contengan aceites y que sean de textura ligera. Si la piel es delicada o padece algún problema dermatológico, es importante elegir productos hioalergénicos para no causar algún tipo de alergia.

Ante el acné

El acné, que tanto afecta a los adolescentes, puede tratarse médicamente con muy buenos resultados, siempre que sea diagnosticado y tratado por un dermatólogo. No es una enfermedad estática, sino que tiene altos y bajos, diferentes formas de presentación según la edad, grados de severidad y factores que lo causan. Por ello, el tratamiento más efectivo dependerá del tipo de acné, de su gravedad (leve, moderada o severa), de lo extendido que esté, de la causa que lo origina y de las características particulares de cada paciente.

Según la dermatóloga Rosanelly Roye, existen varias opciones de tratamiento para mejorar las lesiones ya existentes y prevenir la formación de nuevos comedones, tópicos y vía oral, aunque en casos muy severos y específicos se puede requerir de tratamientos por vía parenteral (inyecciones).

– Tópicos: Implica el uso de jabones, cremas, geles y soluciones que se aplican directamente sobre la piel, cuyos componentes pueden ser derivados de la vitamina A, peróxido de benzoilo, ácido azelaico, etc. Son efectivos para tratar casos de acné leve a moderado.

– Sistémicos (orales): Suelen usarse para casos más severos. Consiste en la administración de antibióticos para combatir la infección, antiinflamatorios, e isotretinoína. “Debe hacerse bajo estricta supervisión médica, ya que algunos fármacos orales pueden afectar el hígado y otros órganos, o causar un efecto rebote luego de una mejora inicial, como ocurre con ciertos esteroides”, advierte la experta.

Horoscopo semanal